24 febrero, 2024

PUEBLOS DE VALDEHUMADA

Valle de Valdehumada. Al fondo Peña Amaya y Peña Castro, a la derecha Peña Lora

Puedes ampliar la información haciendo clic en el nombre de cada pueblo

Localidad situada a 7 km al sur de la capital del municipio, su término está atravesado por el río Odra. Mediante una carretera local la población está unida hacia el noroeste con la carretera autonómica BU-621 por Ordejón de Abajo y hacia el sur la misma carretera local conduce por Villavedón hasta la carretera autonómica BU-627 (Villadiego- Alar del Rey). En el año 978 apareció tratado el escrito de Covarrubias donde es nombrado el pueblo por primera vez.

Su iglesia está bajo la vocación de San Pedro Apóstol y depende de la parroquia de los Barrios de Villadiego, dentro del Arciprestazgo de Amaya. En su interior destaca la pila bautismal románica y los restos del retablo barroco que integra columnas salomónicas. En el territorio de Congosto es interesante el sitio de los Piscárdanos. Se trata de un pequeño cañón por donde discurre el río Odra. Además en la cueva de Los Cartujos se refugiaron unos monjes de esta orden durante la Segunda República.

Siglos más tarde, el Censo de Floridablanca de 1787 lo denomina Lugar integrado en la Cuadrilla de Sandoval, dentro del partido entre Villadiego, que a su vez era uno de los catorce de la Intendencia burgalesa desde el año 1785 al 1833. Su jurisdicción era de señorío es un titular el Hospital del Rey, que era desde donde se designaba el alcalde pedáneo local. Anteriormente municipio independiente, a mediados del siglo XIX pasa formar parte del de Humada.

Tomado de wikiburgos

Esta población aparece citada en el Becerro de las behetrías en 1.352.

Lugar que formaba parte de la Cuadrilla de Valdelucio en el Partido de Villadiego , uno de de los catorce que formaban la Intendencia de Burgos, durante el periodo comprendido entre 1785 y 1833, en el Censo de Floridablanca de 1787 , jurisdicción de señorío siendo su titular el Duque de Frías, alcalde pedáneo.

En el Censo de la matrícula catastral (1.842) contaba con 6 hogares y 22 vecinos.

Entre el Censo de 1857 y el anterior, este municipio desaparece porque se integra en el municipio 09175 Humada.

Su iglesia de Santa Águeda, patrona del pueblo. Cuenta con una puerta con ojival, nave estilo gótico y retablo de principios del s. XVII. Su pila bautismal es románica y está decorada.

En su paisaje destaca un humedal conocido como La Laguna, abundan patos y otras aves. Flora autóctona. Fuente romana.

Situado 3 km. al Oeste del  municipio de Humada, en la carrera local que conduce a Rebolledo de la Torre atravesando Rebolledo de Traspeña . Altitud de 968 m sobre el nivel del mar.

En el sitio denominado Masatrigas, en su término nace el río Odra en la fuente de la Magdalena. 

En su entorno hay una serie de interesantes parajes naturales como el pozo del Corral, la cascada de Yeguamea, la fuente Manapites y el pozo de las aceites, el pozo del Pisón

Su iglesia está dedicada a San Lorenzo y es del siglo XVI. Por otra parte la población cuenta con una ermita bajo la advocación de San Roque. 

En el Censo de Floridablanca de 1787 el pueblo aparece como Lugar llamado Fuente Odra en la jurisdicción de Villadiego, en el partido de Villadiego, a su vez uno de los catorce que integraban la Intendencia de Burgos, durante el periodo que se inicia en 1785 y acaba en 1833.

Su jurisdicción era de señorío y su titular era el Duque de Frías que designaba al alcalde pedáneo local. A mediados del siglo XIX este municipio independiente desaparece y se convierte en pedanía del municipio de Humada, conocida entonces como Los Ordejones.

Lugar que formaba parte de la Cuadrilla de Valdelucio en el Partido de Villadiego, uno de de los catorce que formaban la Intendencia de Burgos, durante el periodo comprendido entre 1785 y 1833, en el Censo de Floridablanca de 1787, jurisdicción de señorío siendo su titular el Duque de Frías, alcalde pedáneo. Hasta esta fecha el nombre del municipio era «Los Ordejones «. En 1877 cuando empezó a llamarse «Humada «

En el Censo de Floridablanca de 1787 aparece el pueblo nombrado como Lugar integrante de la Cuadrilla de Valdelucio, en el Partido de Villadiego, que a su vez era uno de los catorce que formaban la Intendencia de Burgos entre 1785 y 1833. Su jurisdicción era de señorío y su titular el Duque de Frías, que era el que designaba el alcalde ordinario local.

Históricamente, unos de los primeros restos de presencia humana en la zona se encuentran en la peña Ulana, donde hay un poblado prerromano que ocupa más de 600 hectáreas. Probablemente fue ocupado desde la Edad del Bronce y su etapa de apogeo corresponde con la segunda Edad de Hierro aunque también han aparecido restos de la primera Edad de Hierro. Los últimos habitantes de este poblado fueron miembros del antiguo pueblo prerromano de los cántabros. Del castro se conservan retazos de la muralla, que en algunas partes tiene una altura de 2,5 metros además de las estructuras de viviendas con forma redonda o rectangular.

En relación a su patrimonio arquitectónico religioso hay que señalar la existencia de los templos:

  • Iglesia parroquial de San Miguel Arcángel. Perteneciente al Arciprestazgo de Amaya, diócesis de Burgos.
  • Ermita de Nuestra Señora del Rosario, llamada también la Ermita del Barrio, actual cementerio

Barrio que formaba parte del lugar conocido como Los Ordejones. En su término esta constatada la presencia de hasta dos castros prerromanos (Ordejón I y II) atribuidos a los Cántabros

Éste constituyó parte de la Cuadrilla de Sandoval en el Partido de Villadiego, uno de de los catorce que formaban la Intendencia de Burgos, durante el periodo comprendido entre 1785 y 1833, en el Censo de Floridablanca de 1787 , jurisdicción de señorío siendo su titular el Duque de Frías, alcalde pedáneo.

Antiguo municipio de Castilla la Vieja en el partido de Villadiego código INE- 09175 .

En el Censo de la matrícula catastral (1.842) contaba con 37 hogares y 118 habitantes.

Entre el Censo de 1857 y el anterior, crece el término del municipio porque incorpora a Congosto, Fuencalenteja, Fuenteodra y San Martín de Humada.

En el censo de 1877 pasa a denominarse Humada.

Hasta mediados del siglo XX estuvo en funcionamiento un horno de cal. Sus restos aún visibles se pueden contemplar próximos a la fuente de «San Cristol», a quinientos metros del casco urbano, dirección a Villadiego.

El horno de cal o «calero» esta construido en piedra de sillería. Es una construcción en forma de cono o pirámide truncada. En la parte inferior tenia una boca «hornacha» por la que se prendía fuego. Para la preparación de la hornada se ponía en primer lugar la leña de roble que se extraía del monte cercano y a continuación una capa de carbón de piedra. Después bien colocadas, una capa de piedras y luego otra de carbón, y así hasta varias capas.

Por la boca del horno, con una barra se hacían cuatro o cinco agujeros, que se llamaban «troneras», con el fin de que la hornada pudiera respirar.

Las utilidades de la cal producida en los «caleros» eran muy diversas: se empleaba en la construcción, para purificar las aguas, para curtir pieles…

Frente al pueblo, y a medio camino del otro barrio, Ordejón de Abajo o Santa María, se levanta la atalaya de «Peña Castillo». Se trata de una pequeña «lora» desgajada de la «Peña Ulaña». Se denominan «loras» a estos llamativos relieves a base de largas y estrechas estructuras rocosas que se levantan por toda la comarca de donde esta toma su nombre.

Las gentes prehistóricas que habitaron la comarca de Las Loras, utilizaron esta atalaya de «Peña Castillo» como excelente punto defensivo. Quinientos años antes de Cristo situaron en su inexpugnable cima un estratégico castro. La superficie habitable tiene 150 metros de diámetro y esta protegida en todo su perímetro por un cortado natural de más de 20 metros de altura. Esta espectacular acrópolis era totalmente inaccesible, por lo que no tuvo que contar con defensas artificiales, y su única entrada es un estrecho paso tajado entre las rocas.

Los restos arqueológicos (expuestos en el Museo Provincial de Burgos) nos hablan de un antiguo poblado habitado por primera vez por gentes de la Primera Edad del Hierro, que con posterioridad, en la Segunda Edad del Hierro sería ocupado por los cántabros. También existe constancia de su utilización defensiva por los visigodos y durante buena parte de la Alta Edad Media.

Próxima a la «Peña Castillo», protegiéndola del frio viento del norte, allí denominado «cierzo», se levanta la lora «Peña Ulaña», semejante a una alargada e inexpugnable fortaleza natural.

Este carácter inexpugnable atrajo desde tiempos prehistóricos a las gentes que habitaban la comarca. Las recientes excavaciones arqueológicas están demostrando que La Ulaña puede considerarse como el poblado prerromano más extenso -con cerca de 600 hectáreas- de todo el continente europeo. Debió de estar habitado desde la Edad del Bronce y aunque cuenta con restos de la Primera Edad del Hierro, su época de mayor esplendor coincide con la Segunda Edad del Hierro. Durante este último periodo, que comienza hace unos 2.300 años, la Peña Ulaña estuvo habitada por un pueblo guerrero y legendario: los cántabros.

La cima de la Ulaña, a 1226 metros, es una superficie totalmente plana que tiene 4 km de largo por 2 de ancho. Los restos arqueológicos se distribuyen por toda la planicie, pero alcanzan su mayor espectacularidad en el extremo que se alza sobre el pueblo de Humada. Allí se localizan los restos de un importante castro de serranía de la Edad del Hierro. La construcción más llamativa de este poblado es una muralla, que en algunos puntos todavía tiene un alzado de dos metros y medio. También se han descubierto las estructuras de varias casas de planta redonda y rectangular.

Tiene una iglesia, dedicada a San Juan Bautista, renacentista, de una nave con columnas y nervaturas de piedra, muy deteriorada. El ábside es rectangular con contrafuertes en esquinas y canecillos lisos en alero. La portada tiene arco de medio punto, bajo pórtico cerrado, también con arco de medio punto. Y la torre es cuadrada, con alero moldurado, con dos huecos y dos campanas.
* La pila es románica con gallones, con pie cilíndrico y base cuadrada. El retablo mayor es clasicista, repintado.
* Sus libros parroquiales dan comienzo en el año 1608

El geotopónimo hace referencia a la Peña Amaya, de ahí que la señale como «traspeña». En su término esta constatada la presencia de hasta dos castros prerromanos (Rebolledo de Traspeña I y II) atribuidos a los Cántabros​

En la donación correspondiente a la fundación del Monasterio de San Salvador de Oña por Sancho de Castilla en 1011, se menciona in alfoc de Amaia, tanto Rebolledo (Ecclesia Sancte Marie de domno Dauid) como la ermita de Rebolledillo.

Es un lugar en la Cuadrilla de Valdelucio en el Partido de Villadiego, uno de los catorce que formaban la Intendencia de Burgos, durante el periodo comprendido entre 1785 y 1833, en el Censo de Floridablanca de 1787, jurisdicción de señorío, alcalde pedáneo.

Antiguo municipio de Castilla la Vieja en el partido de Villadiego.

En el censo de 1842 contaba con 16 hogares y 55 vecinos.

Entre el censo de 1857 y el anterior, este municipio desaparece, porque se integra en el municipio 09548 Villamartín de Villadiego.

Iglesia de San Julián Obispo; su reforma gótica prácticamente asoló toda la obra original, salvo parte del alero, sostenido por unos canecillos. Sí se conserva una soberbia pila bautismal de copa troncocónica decorada con gallones y, al exterior, con dos bandas de fina decoración, una geométrica y la otra vegetal, todo ello apoyando en una basa rodeada por un león.

En el Censo de Floridablanca de 1787 es nombrado el pueblo como Lugar dentro de la cuadrilla de Valdelucio, del partido de Villadiego, su vez uno de los catorce que formaban la Intendencia burgalesa entre los años 1785-1833. Su jurisdicción era de señorío, perteneciente al Duque de Frías que designaba su alcalde pedáneo.

Su iglesia está dedicada a San Martín Obispo, su estilo románico pertenece al Arciprestazgo de Amaya.

Iglesia de San Martín Obispo; en origen constaría de nave única y amplia cabecera de testero plano con contrafuertes angulares, tal y como reformó el gótico. De la primera obra sólo se conserva la portada de trazas apuntadas, abierta mediante arco y dos arquivoltas, las cuales apoyan sobre columnas de capiteles vegetales muy toscos. Podría tenerse en cuenta también la pila bautismal, de taza poco gallonada. (314) web local

En su término esta constatada la presencia de dos castros prerromanos (San Martín de Humada I y II) atribuido a los Cántabros

Lugar en la Cuadrilla de Valdelucio en el Partido de Villadiego, uno de de los catorce que formaban la Intendencia de Burgos, durante el periodo comprendido entre 1785 y 1833, en el Censo de Floridablanca de 1787, jurisdicción de señorío siendo su titular el Duque de Frías, alcalde pedáneo.

Antiguo municipio de Castilla la Vieja en el partido de Villadiego código INE-095046

En el Censo de la matrícula catastral (1.842)contaba con 18 hogares y 54 vecinos.

Entre el Censo de 1857 y el anterior, este municipio desaparece porque se integra en el municipio 09175 Humada, entonces denominado Los Ordejones.

En su término esta constatada la presencia de dos castros prerromanos (San Martín de Humada I y II) atribuido a los Cántabros

Lugar en la Cuadrilla de Valdelucio en el Partido de Villadiego, uno de de los catorce que formaban la Intendencia de Burgos, durante el periodo comprendido entre 1785 y 1833, en el Censo de Floridablanca de 1787, jurisdicción de señorío siendo su titular el Duque de Frías, alcalde pedáneo.

Antiguo municipio de Castilla la Vieja en el partido de Villadiego

En el Censo de la matrícula catastral contaba (1.842) con 18 hogares y 54 vecinos.

Entre el Censo de 1857 y el anterior, este municipio desaparece porque se integra en el municipio de Humada, entonces denominado Los Ordejones.

En el Censo de Floridablanca de 1787 se le nombra como Lugar en la cuadrilla de Valdelucio, dentro del partido de Villadiego, que a su vez era uno de los catorce que estaban dentro de la Intendencia burgalesa entre los años 1785 y 1833. Su jurisdicción era de señorío y su titular el Duque de Frías, que era el que designaba el alcalde pedáneo. A mediados del siglo XIX y municipio de Villamartín incorpora el de Rebolledo Traspeña ampliando así su extensión y número de habitantes. A finales del segundo tercio del siglo pasado desaparece como municipio independiente se integra en el de Humada.

Destaca la iglesia, en bastante buen estado, con sus retablos barrocos. Además la zona es muy interesante medioambientalmente debido a su rica fauna y flora

Aunque el patrón del pueblo es San Martín, las fiestas más importantes son:
-Corpus Christi, que se celebra cada año en uno de los pueblos, Villamartín, Rebolledo o Fuenteodra. Consiste en una misa y una procesión durante la cual el cura bendice los altares que las mujeres ponen a las puertas de sus casas.
-San Roque, que se celebra cada 16 de agosto en la ermita propiedad de los 3 pueblos antes citados. Este día de San Roque es tradición entre la juventud veraneante en Villamartín lanzarse agua en los pilones sitos en la plaza del pueblo.
-Nuestra Señora: Que se celebra el 15 de agosto.
Además de todas estas fiestas destaca también la Semana Santa durante la cual se cubre el retablo mayor de la iglesia con el monumento y se sigue la tradición de antaño.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *